Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Julio de 2008.

DEL INFIERNO AL PARAISO

 

UN VIAJE A TRAVÉS DEL INFIERNO

Por razones de trabajo, he tenido que viajar de Miami a Ecuador tres veces en los últimos dos meses. En las tres ocasiones, el vuelo de la American Airlines se ha demorado. Tres horas de demora en un vuelo a Guayaquil. Cuatro horas de atraso en un vuelo a Quito. Cinco horas de tardanza en el vuelo que tome de Miami a Guayaquil el pasado jueves.

¿Es pura causalidad que a mi me tocaron esos vuelos tan demorados? ¿Será que tengo mala suerte? Lo dudo.

Pienso que la American Airlines le falta el respeto a todos sus clientes. Pero que en especial es irrespetuosa con los ecuatorianos que viven en Estados Unidos y que viajan a su país de visita. Irrespetuosa también con personas como yo que tienen que viajar a Ecuador por razones de trabajo o negocios o que van de turismo a ese bellísimo país.

¡Demoras de tres, cuatro, y cinco horas en la salida del Aeropuerto de Miami, que de por sí es uno de los peores del mundo! La American Airlines es un desastre.

Y ya que estoy en el tema, ¿qué decir del Aeropuerto de Miami? Estar de espera por un vuelo en el Aeropuerto de Miami es como ir de visita al infierno. Hay muy pocos restaurantes y la comida es bastante mala y cara. Las tiendas de “Duty Free” son una porquería. El estacionamiento es limitado. La gente que habla por los altoparlantes lo hace a gritos. No conozco un solo aeropuerto en el mundo –y conozco muchos- donde griten tanto por los altoparlantes. Es un escándalo incesante. Hay pocos lugares donde sentarse. Mucha gente se tiene que sentar en el piso en espera de sus vuelos, que casi siempre están demorados. Cambian las puertas de salida caprichosamente y hay que caminar kilómetros, a toda prisa por aquel caos para abordar el avión.

Y si el pasajero está llegando de otro lugar, lo que le espera es una tortura. Al arribar el avión, hay que caminar largas distancias para ir a Aduanas o a recoger las maletas. La entrega de las maletas se demora una eternidad. Si el pasajero tiene que usar un taxi, que se prepare. Muchos de los taxistas son amables, pero hay una buena cuota de amargados, mal educados. Y muchos de los vehículos que manejan deberían haber sido sacados de circulación hace años.

Ah, y se me olvidaba. Cobran por el servicio de Internet en el Aeropuerto de Miami. No es suficiente cobrar caro por comida mediocre. No les basta con hacer a miles de pasajeros, muchos con niños pequeños, muchos de ellos ancianos, sentarse en el piso y caminar largas distancias a las puertas de salida. No se complacen con reventarles los oídos a los pasajeros con la gritería de los salvajes que tienen detrás de los altoparlantes. ¡No! Cobran también por el servicio de Internet.

A mi no me queda otro remedio que usar el Aeropuerto de Miami de vez en cuando. Pero quiero dejar constancia de los horrores que tengo que pasar cada vez que me toca viajar a través de ese caótico lugar donde prevalece la mala educación y la falta de respeto a los pasajeros.

GUAYAQUIL Y QUITO—

Por otro lado, quiero también dejar constancia de lo bien que se pasa en Ecuador. He estado allí muchísimas veces. Y siempre me quedo maravillado con la belleza del paisaje y de la riqueza arquitectónica de las ciudades. Pero más que todo, me encanta la elegancia, la amabilidad, los buenos modales y el calor humano de la gente ecuatoriana. Que bueno que todavía existen lugares en el mundo donde la gente da los buenos días, y dice “gracias,” y sonríe.

Viajar desde el Aeropuerto de Miami hacía Ecuador es como atravesar el Infierno para llegar al Paraíso.

7 de julio de 2008

 

09/07/2008 09:21. ricardobrown #. sin tema

¿Será que el periodismo muere?

 

El periodismo en Estados Unidos atraviesa una tormenta. En estos últimos días se han anunciado despidos masivos en el Los Angeles Times, el Baltimore Sun, el Palm Beach Post, el Hartford Courant, el Miami Herald y otros diarios.

La “new media,” los nuevos medios , están dando al traste con los medios tradicionales de difusión. La gente se informa ahora a través de la Internet, le llegan noticias a través de sus celulares y sus Blackberrys.

Merma la circulación de los periódicos. Disminuye la publicidad pagada. Y a la vez aumenta el precio de la tinta y el papel periódico.

Los intentos de los periódicos y otros medios  de generar grandes ingresos a través de sitios web donde cobren al lector han sido un fracaso. El País de España, el New York Times y la revista The Economist entre otros tuvieron que abandonar proyectos en que cobraban por acceso a contenido en la Internet.

A la vez, la nueva tecnología permite que el ciudadano común recopile y disemine informaciones y opiniones con una rapidez y una difusión impensables hace solo unos años Todo el mundo puede tener un blog. Todo el mundo puede ser periodista.  Todo el mundo puede escribir algo apretar unas cuentas teclas de una computadora y enviarlo a miles de personas. Cualquiera puede tener un blog. Peligra el oficio formal de periodista.

¿Es bueno o malo? Yo pienso que es bueno que cualquiera pueda expresarse y llegar a miles, tal vez millones, de personas. O creemos o no creemos en la libertad de expresión. 

Por otro lado, lamento que tantos colegas, excelentes profesionales, estén perdiendo sus trabajos. Me he quedado atónito al enterarme de que  algunos amigos y amigas que han sido despedidos de medios en Miami en estos últimos días. Gente talentosa, trabajadora.

¿Cuál es el futuro del periodismo? El futuro lo dirá.

 

11/07/2008 10:06. ricardobrown #. sin tema


CHAVEZ Y URIBE

 

Go to fullsize image

Supongo que es que no se puede manejar la política de estado como si fueran relaciones personales. Pero, caramba, que paciencia tiene Alvaro Uribe, ¿no?

Chávez lo insultó. Le dijo lacayo, cachorro del imperialismo, le dijo no se qué. Solo le faltó mentarle la madre. Y ahora se reúnen Chávez y Uribe y hacen las paces y dicen que voltean la página.

Si estas fueran cosas entre vecinos o compañeros de trabajo, la cosa hubiera terminado en una broinca a puñetazos o al menos en que estas dos personas jamás se dirigieran la palabra. Pero, bueno, los jefes de estado tienen que poner los intereses de sus países por encima del orgullo personal.

¿Y qué de toda la información que supuestamente se encontró en las computadoras de Raúl Reyes? ¿Cómo queda eso? ¿Hay borrón y cuenta nueva? ¿Cree ahora Uribe que Raúl Reyes escribió un montón de mentiras sobre la plata que supuestamente las FARC entregaron a Chávez cuando estaba formando su Movimiento Bolivariano y sobre los 500 millones de dólares que Chávez supuestamente ofreció a las FARC? ¿O será que Chávez admitió que intervino en los asuntos internos de Colombia, apoyando a un grupo terrorista? ¿Cómo es que se resolvió entre Uribe y Chávez todo este tema del apoyo de Chávez a las FARC?

¿Será que Uribe le dijo, “Te tengo agarrado y te exijo que desistas de estar jodiendo. Pero si dejas de joder estoy dispuesto a dejar pasar lo que ocurrió.”?

Yo, por mi parte, me alegro que no haya habido un conflicto bélico entre Colombia y Venezuela. Reconozco que es mejor que los países vecinos se lleven bien. Sobre todo cuando se trata de naciones como Colombia y Venezuela que tienen tan estrechos vínculos históricos, culturales y, sobre todo, comerciales. Pienso que pesó mucho eso en esta decisión de Uribe y Chávez de voltear la página. El enorme comercio fronterizo. Cientos de miles de empleos en Colombia dependen del comercio con Venezuela. Y a Venezuela, cuya capacidad productiva está por el piso, le hacen falta las exportaciones colombianas, sobre todo los alimentos.

Y hablando de que las relaciones a nivel de estado no son como las relaciones de familia, o vecinos o compañeros de trabajo, ¿no hay en el gobierno venezolano quien le diga a Chávez que se controle esa lengua viperina suya? Se la pasa insultando. Le ha dicho horrores a Condoleeza Rice. Yo no veo como una persona que se describe como “bolivariano” insulta así a una mujer. Bolivar era un caballero. Jamás, que sepa yo, insultó a una mujer.

Y claro que Chávez insulta a larga distancia. Cuando tiene a la gente frente a él se traga los insultos  Le dijo todo tipo de improperios a la Canciller de Alemania, Angela Merkel, estando ella en Berlín y él en Caracas. Pero cuando se encontró con la Merkel, pidió disculpas y se desvivió en elogios y hasta piropos. ¿Y qué me dicen de la bronca con el Rey Juan Carlos? Caray, el Rey lo mandó a callar. Y Chávez no dijo ni pío teniendo al Rey de frente. Ahora, cuando hubo distancia entre el Monarca y él, la emprendió a insultos.

Lo mismo ocurrió en aquella Cumbre del Grupo de Río que se celebró en Santo Domingo. Chávez se había pasado días enteros desbarrando contra Uribe. Pero cuando tuvo a Uribe de frente, fue todo dulzura. Abrazos, palmaditas en la espalda. Lo único que faltó fue un beso de lengua.

¿Cómo actuaría Chávez si se encuentra con Bush en un ascensor? ¿ Le volvería a decir “diablo.”? ¿Le diría que apesta a azufre, como gritó aquella vez formó un escándalo en la Onu en Nueva York?

Sábado 12 de julio de 2008

 

 

12/07/2008 09:04. ricardobrown #. sin tema

BUENA MUSICA, COMIDA Y CONVERSACION

 

Notas de domingo-

Recomiendo un CD: “We Could Make Such Beautiful Music Together,” con Bebo Valdés y Federico Britos. Producido por Nat Chediak y Fernando Trueba.

Son tremenda combinación estos talentosos y veteranos músicos, Bebo y Federico,  que con teclas, arco y cuerdas dan nueva vida a canciones como Noche Azul, I Only Have Eyes For You, Claudia y Someone To Watch Over Me.

Mezclan a Lecuona con el cancionero popular estadounidense, algunas interpretaciones de “standards” del jazz y hasta algo original de Federico.

Bebo y Federico prueban que los buenos músicos y la buena música no tienen edad. Este es un disco que suena y hasta huele a fresco.

------------------------------------------------

He aquí unos cuantos anuncios gratis:

El mejor lugar de tapas de Miami es el Café Xixon, en la Coral Way y la Avenida 18 del SW. Todo lo que sirven es estupendo. Pero no dejen de probar las papas ali oli. Tienen buenos vinos tintos  de Rioja y Ribera del Duero y una excelente selección de blancos Albariños de Galicia. Buenas cervezas también, Estrella de Galicia y San Miguel. El servicio es excelente. El ambiente inmejorable.

Para buena carne en un ambiente ameno e informal, nada supera el Graziano’s Market en el 2301 de la Calle Galiano de Coral Gables. La entraña es de primera. Sirven unos raviolis de espinaca espectaculares. Tienen una selección de vinos argentinos y chilenos única en Miami.  No es un lugar tan lujoso como los otros restaurantes de la familia Graziano en la Calle 40 y el otro de Coral Gables. Pero la comida es deliciosa y el servicio es bueno. Y lo que venden en el mercado es estupendo. Hay una ámplia variedad de quesos y embutidos. La verdad es que la gente argentina sabe disfrutar de la vida y conoce mucho del buen comer y el buen beber. Y eso se ve en todos los restaurantes de los Graziano. Pero éste, el “mercadito” de la Calle Galiano, se ha convertido en mi favorito.

-----------------------------------------------------------------

Esta tarde, en El Factor Brown, Rafael Orizondo y yo conversamos con uno de los personajes indispensables de Miami, el escritor y periodista colombiano Enrique Cordoba. Enrique, además de que escribe muy bien, es un conversador de Grandes Ligas. Disfrutamos mucho el Tata Rafa y yo conversando con Enrique sobre Colombia, el periodismo, la política local y hasta de la Sonora Matancera. Enrique es una autoridad sobre la Sonora. El programa sale hoy, domingo 13 de julio, en el Canal 8 de Miami a las seis de la tarde.

 

 

13/07/2008 13:07. ricardobrown #. sin tema

DE LA GUERRA Y LA PAZ

 

Leo en la prensa que murieron ayer nueve soldados estadounidenses en Afganistán en un ataque enemigo. Es la peor pérdida de vida de militares estadounidenses en un solo día en los últimos tres años. Pienso :¿cuánta gente leerá la información?

Estas guerras en Iraq y Afganistán no son el pan nuestro de cada día de la gente. Sobre todo aquí en Miami, donde vivo. Es más a veces pienso que a mucha gente le molesta que le recuerden que esos conflictos bélicos siguen en marcha. Más importante para esa gente es como aumentó el precio de la gasolina o el galón de leche en las últimas horas o si ganó o perdió el equipo local de béisbol.

Hay una suerte de indiferencia sobre las guerras en Iraq y Afganistán. Una situación muy distinta a la que había durante la guerra de Vietnam. La gente entonces se apasionaba. Hasta se agarraba a golpes a veces. No sé si eso estaba bien. Pero al menos todos éramos parte de la guerra. Este país ha cambiado mucho.

Yo fui militar durante la época de Vietnam, pero nunca me tocó ir al frente de batalla mientras vestí el uniforme. A muchos amigos sí. Algunos murieron.Tuve suerte. Y digo siempre la verdad, nunca pensé en serio pedir ir de voluntario al frente de combate. No sé si eso me hace un cobarde. A veces siento culpabilidad cuando pienso en esos amigos que tuvieron que ir al combate.

Después, como reportero, me tocó cubrir muchas guerras, largas y breves. En El Salvador y Nicaragua. En Granada. En Panamá.  En el Golfo Pérsico. En más de una ocasión me pasaron  las balas muy cerca o estallaron explosivos no muy lejos de donde me encontraba.  Pero esto no es un alarde. Jamás se pueden comparar mis experiencias con el peligro de ser un militar que diariamente está expuesto a la metralla. Pero al menos he estado lo suficientemente cerca de una guerra para darme cuenta de lo terrible que es. Y para asquearme de toda esa gente que favorece las guerras pero que siempre se ha zafado el cuerpo cuando le ha tocado a ellos o a sus familiares la oportunidad de ir a pelear.

Recuerdo, por ejemplo, cuando trabajaba en Radio Unica, una cadena nacional de radio. Yo era el Director de Noticias. A veces, cuando emitía los noticieros, si había ocurrido algún combate daba la cifra de muertos estadounidenses en Irak y Afganistán. No hacía abiertamente ni insinuaba ningún comentario favor o en contra de esos conflictos. . Era una noticia, como es una noticia hoy que murieron nueve estadounidenses.

Pues bien, un señor ya mayor comenzó a escribirme correos electrónicos diciéndome que parecía que yo me alegraba cada vez que moría un estadounidense en combate. Yo no le contestaba porque el tipo  me parecía un imbécil. Pero un día me tocó hacer un programa con participación del público. Y el señor llamó y se identificó como la persona que me escribía todos aquellos Emails a los que yo no respondía. Me acusó de nuevo de alegrarme cada vez  que morían estadounidenses.

Yo, francamente, nunca he tenido mucha paciencia para hablar con gente estúpida. Pero, como estábamos en el aire, le expliqué al señor que cuando emitía los noticieros simplemente daba las noticias sin comentario. Y que si morían estadounidenses en un combate, esa era una noticia importante. Pero el tipo no se conformaba. Seguía acusándome de ser “anti Bush, ahi Estados Unidos.” Yo le pregunté entonces si él había estado en alguna guerra o si tenía hijos o nietos que habían estado estaban en una guerra. Me contestó que él no había estado en una guerra, pero que había tenido que salir de Cuba cuando llegó el comunismo y que sus hijos habían estado estudiando en este país durante la guerra de Vietnam y por eso no estuvieron en el ejército y su nieto estudiaba ahora y por eso no estaba en las fueras armadas. Para asegurame de que tipo de persona era este señor, le pregunté si él había estado preso en Cuba por luchar contra los comunistas o si es que había luchado y había tenido tanta suerte que no había caído preso. Me dijo que no. No me supo explicar porque es que no se alzó e armas contra los comunistas en Cuba, cuando tanta gente lo hizo, o si al menos ofreció algún tipo de resistencia no violenta. Tampoco me dio una explicación satisfactoria de porque sus hijos no fueron a Vietnam y porque su nieto no estaba en esos momentos en Iraq o Afganistán, a pesar de que, con orgullo, me dijo que ellos pensaban como él.

Yo le contesté algo así. Mire señor, usted es un pendejo. Ni usted ni ninguno de los varones de su familia han hecho un comino por defender el país donde han vivido, el de antes ni el de ahora. No tiene derecho a cuestionar el patriotismo de nadie. Usted es el que se alegra  que son otros y los hijos y nietos de otros los que aportan sangre y vida para defender lo que usted ni los suyos jamás han tenido los testículos para defender. Usted es un idiota que nunca se vestido un uniforme militar y nunca ha peleado contra un enemigo, y sus hijos y su nieto se zafaron de los conflictos bélicos de sus respectivas generaciones. Y allá ellos. Pero usted se enoja porque se de una noticia sobre bajas de nuestro lado y cuestiona el patriotismo de quien da la noticia. Usted es un miserable.

Y pienso que todo el mundo tiene derecho a una opinión a favor o en contra de las guerras en Iraq y Afganistán. Pero me molesta la gente que es muy guerrera mientras sean otros y los hijos de otros quienes peleen y mueran.

Yo lamento la muerte de estos nueve militares estadounidenses. Y pienso que si tiene que haber una guerra, se le debe pedir sacrificio a toda la población. Como ocurrió en la Segunda Guerra Mundial. El que quiera guerra, que vaya a pelearla o que la vayan a pelear los suyos y que él tenga que aportar una cuota de sacrificio, ya sea en impuestos o en trabajo civil en apoyo al conflicto. Los tipejos  -y tipejas- que la pasan pidiendo guerra lo menos que pueden hacer es donar sangre para los militares. Eso le dije al viejo cobarde que me reclamó por mencionar en las noticias las bajas estadounidenses. Entonces rectifiqué. Le dije que es mejor que ni él ni su familia donaran su sangre pusilánime e hipócrita para gente valiente que vertió la suya actuando, con razón o no, según sus principios.

 

14/07/2008 08:36. ricardobrown #. sin tema

ANOCHE EN OCEAN DRIVE

Ella no pasa de 25 y es soltera, pero con mucho millaje a pesar de sus cortos años. Es alta, esbelta y tiene un gran parecido a la venezolana que acaba de ganar el certamen de Miss Universo.

Él es cuarentón. Se sembró pelo hace un tiempo atrás y no le quedó bien la siembra. Se las da de conquistador a pesar de que tiene esposa y dos hijos pequeños.

Piensan que son famosos, pero no pasan de ser conocidos entre gente del ambiente de la televisión.

Estaban en un restaurante de South Beach anoche, sentados en una mesa al aire libre. Ella vestía de rojo, con amplio despliegue de senos y bellas piernas.  Él tenía puestos unos jeans de mil dólares y una camiseta azul, muy cara también, y a pesar de que eran las diez de la noche tenía puestas unas costosas gafas oscuras.

Bebían mojitos y se agarraban de las manos y se miraban a los ojos. Hablaban en voz baja.  Así estuvieron un largo rato.

De pronto, ella dio un grito. El tipo de alarido que da una mujer cuando súbitamente ve un ratón o una cucaracha. Él dio un salto y tumbó la pequeña mesa. Volaron los mojitos. Ella le le dio un bofetón. El le gritó: “¡Hija de puta!” Levantó la mano derecha, pero no le pegó. Pero ella a él sí. Esta vez con el puño cerrado y un golpe directo a la mandíbula. Él cayó al piso. Ella le dio una patada y le gritó, “¡Maricón! ¡Degenerado!”

Ella salió corriendo rumbo norte por Ocean Drive. Él quedó en el piso. Murmuró, “Cabrona, me las vas a pagar.”

Los camareros lo ayudaron a levantarse del piso. Las demás personas que estaban en el lugar siguieron como si nada hubiera ocurrido. Una de ellas, un camarógrafo, se rió. Fue quien me lo contó.

No había paparazzis en el lugar. De todas maneras, no hubieran hecho mucho caso a lo que ocurrió, porque ellos no son famosos. Son solo conocidos entre gente en el ambiente de la televisión.

 

15/07/2008 08:13. ricardobrown #. sin tema

SEGUNDO CAPÍTULO: LA COSA SIGUE. ÉL JURA VENGANZA. PERO NO SABE CON QUIEN SE HA METIDO.

 

Él se siente humillado. Ella lo vapuleó en público. Lo golpeó tan duro que lo hizo caer al piso del restaurante en Ocean Drive. Le dejó un moratón en el rostro. Casi le revienta las costillas con la patada que le propinó cuando estaba en el piso. Le hizo añicos las costosas gafas oscuras que tenía puestas. Él jura venganza. Dice que esto no queda así.

Ella dice que no le teme. Ya probó que es mucho más fuerte que él. Es más joven, más rápida y  pega más duro. Aprendió a pelear en Argentina con sus hermanos y primos. Piensa que lo mejor que puede hacer él es dejarla tranquila, porque si la acosa o la molesta le va a propinar una golpiza en público en que le va a quebrar huesos y tumbar dientes. Así, a lo macho.

Pero él le dijo a un amigo mutuo que la va a hacer echar del trabajo y del país. Por cierto que él no fue a trabajar ayer, después de la bronca de la noche anterior en South Beach. No regresó a casa. Se fue a dormir al Fountainbleau, pensando que nadie lo iba a conocer allí. Se equivocó. El empleado que le alquiló la habitación es amigo de uno de los amantes de su mujer, que ya está enterada de todo y se rió mucho y se encargó de que todo el mundo en el trabajo supiera  que la argentinita lo mandó al carajo y le dio unos cuantos golpes. La esposa está contenta. Sabe que lo tiene arrinconado y que si van al divorcio lo deja como un gallo sin plumas. Bueno, como una gallina, porque últimamente así es como ha estado comportándose. Aunque claro, las gallinas ponen huevos. Y él no tiene huevos. Escribo aquí la descripción que la esposa hizo de él a una amiga que ha regado la conversación por todo Miami.

La argentinita fue al trabajo ayer como si nada. La verdad es que es una fuerza de la naturaleza. Una fiera de las pampas que vino a Miami a triunfar. Nadie se le meterá en el camino, y mucho menos un ridículo pendejo que se hizo una mala siembra de pelo y usa ropa interior de mujer que compra en el Victoria’s Secret de la Lincoln Road. Él creía que la usaría a ella  como ha usado a otras muchachas que aspiran a la fama y la plata.  Pero esta vez se encontró con la re-encarnación de Evita Perón con el “nocaut punch” de Rocky Marciano.

Nadie sabe si él regresará hoy al trabajo. Ya me enteraré. Mientras tanto, en la cadena de televisión donde trabajan ambos,  hacen apuestas sobre quien ganara esta lucha. Yo le pongo la plata a la gaucha.

 

16/07/2008 07:26. ricardobrown #. sin tema

TERCER CAPÍTULO: ÉL BATIÓ RETIRADA Y A ELLA LE VAN A DAR UN PROGRAMA.

 

Él tampoco fue al trabajo ayer. Llamó a su secretaria, desde su habitación en el Fountainbleau. Le dijo que estaba enfermo, con mucha fiebre y que por favor se lo dijera al jefe y los demás. Es una mentira a medias. No tiene fiebre. Pero los golpes de la argentinita lo dejaron magullado. Se siente mal. No está en condiciones de ir a la oficina. Le duele la quijada. Tiene punzadas en el costado derecho por la patada que ella  le pegó. Y pensar que la tipa tenía puestos unos Manolo Blahnik que él le regaló. Setecientos dólares pagó por los condenados zapatos. Para terminar en el piso de un restaurante de Ocean Drive y que ella  le diera una patada con uno de los Manolos.

Él está muy confuso. ¿Qué pasó? Creía que la tenía bajo su hechizo. O al menos bajo su control. Pero ella explotó en furia como una llanta que se revienta cuando uno maneja un Ferrari que viaja a ciento veinta millas por hora en el Florida Turnpike a las dos de la madrugada. Y como pega la tipa. Que fuerza. Y que patada le dio. Patea como una mula. ¿Será experta en artes marciales? Nunca le habló de eso.

Ella, mientras tanto, está como si nada. Ya se regó por toda la cadena de televisión lo que ocurrió en South Beach. Pero nadie se atreve a comentárselo. Las mujeres en el trabajo la miran de reojo. Le tienen envidia, pero más que eso, miedo. Los hombres la miran con lujuria, pero también guardan distancia. Saben que ella es peligrosa.

Quien único se le ha acercado desde lo ocurrido en Ocean Drive  es el presidente de la cadena. Por supuesto que fue uno de los primeros en enterarse de lo sucedido en Ocean Drive. Ya tenía conocimiento desde hacía tiempo de cómo él la perseguía a ella. Se muere de risa con la bronca de Ocean Drive. Le fascina la argentinita. Esta noche van a salir.

Ella ya planificó lo que va a hacer. Esta misma noche le va a pedir al presidente de la cadena que lo eche a él. Y que le de un programa de entretenimiento a ella. No tiene porque esperar a que avance su relación con el presidente de la cadena. No tiene porque hacerse la víctima y decirle que ella es una pobre muchacha acosada por él y que le hace falta su cariñosa protección. No. Hará como siempre hace. Irá al directo. Y sabe que el presidente de la cadena le concederá lo que pide.

Él hizo el “checkout” del Fountainbleau. Y  cuando el empleado del valet parking le entregó el Ferrari, se dio cuenta que alguien lo había rayado con una llave. No dijo nada. Se montó en el lujoso vehículo y decidió que en vez de regresar a su casa en Key Biscayne o ir al condo en Brickell será mejor montarse en un avión y largarse a Cancún o a las Bahamas o al mismo carajo a pensar como sale del lío en que está metido.

En la sede de la cadena de televisión, ella ríe mientras la maquillan. La maquillista ríe también.

El presidente de la cadena está en su oficina frente a la computadora. Ríe pensando en esta noche con ella.

En la casa de Key Biscayne la esposa de él se prepara para ir a jugar tenis con el instructor con quien luego hará el amor en la pequeña oficina del club. Suelta una carcajada, al imaginárselo a él mirándose en un espejo.

Todos rîen, menos él. Le duele la quijada. Le duelen las costillas. Le duele el alma. Tiene que desaparecerse.

 

17/07/2008 08:46. ricardobrown #. sin tema

ES VIERNES Y ES OBLIGACION ESCUCHAR BUENA MUSICA

http://www.alexalvear.com/

Bien vale la pena escuchar a Alex Alvear. Es un músico ecuatoriano que vive en Boston. Excelente guitarrista, bajista, cantante, compositor , arreglista y director de grupos. Su música tiene la huella de Ecuador, una tierra mágica de paisajes que nacieron de la paleta y pinceles de un Dios que un día despertó más inspirado que nunca y pintó picos que besan el cielo y costas calientes y lagos de aguas cristalinas y entonces llenó el lienzo de una fauna y flora que no se ve en ningún otro rincón del mundo y de gentes de muchos matices que levantaron lindos pueblos y bellas ciudades. Y perdonen si deliro,  pero es que amo a Ecuador. 

Ser músico de Ecuador de por sí es algo serio. Y Alex es eso, pero es más aún. Su obra abarca el jazz latino, lo afro-cubano, la salsa y hasta hay algo de soft rock y folk en su sonido, que es único. Tienen que escucharlo. Arriba he colocado el enlace de su página web. Abajo les dejo unos "links" de videos de sus presentaciones. Hagan clic sobre las imágenes.

videovideovideo

18/07/2008 08:42. ricardobrown #. sin tema

NOTAS DE UNA TARDE DE DOMINGO (20 de julio/08)

 

Escuché algo interesante. Me lo dijo alguien con muchas conexiones en el mundo de la política de grandes ligas. Lo comparto con ustedes.

Me dice esta persona que probablemente va a bajar el precio de la gasolina en los próximos meses. Según él, quienes están en una posición para influir en el precio de la gasolina, específicamente las grandes petroleras, prefieren que gane McCain a que gane Obama en las elecciones de noviembre. Y saben que si comienza a bajar el precio de la gasolina, eso le quita un fuerte argumento a Obama de que la economía va de mal en peor.

¿Ocurrirá así? Ah, yo no sé. Habrá que ver. Pero esta persona que me lo dijo sabe de estas cosas.

-----------------------------------------------------------------------------------------

Más música: Estoy escuchando tres nuevos CDs de jazz:

“Cultural Survival,” de David Sánchez. Soy fan de David. Es un magnífico saxofonista. Yo, como devoto de Saint John Coltrane, soy  muy exigente de quienes tocan el tenor sax. David pasa la prueba con altas calificaciones. Y en este disco se destaca como buen compositor.

“Filtros,” del pianista argentino Guillermo Klein y su grupo, Los Guachos. Buen material.

“Awake,” del boricua Miguel Zenón. Miguel toca el alto sax, el instrumento de Charlie Parker, Paquito D”Rivera y de mi intérpete favorito en ese instrumento, Jackie McLean. Buen trabajo en este disco.

A mi me cuesta mucho trabajo meterme en la música de los nuevos jazzistas. Y es que mi oído y mi corazón (que también es un órgano auditivo) están demasiado acostumbrados al sonido de Monk, Coltrane, Bird, Dizzy, Miles, Jackie McLean, Duke, Count, etc.  Me pasa lo mismo que con la literatura en inglés. Soy adicto a lo clásico. ¿Para que leer a un nuevo autor si ahí tengo a Hemmingway y Faulkner? ¿Para que escuchar a uno de los Marsalis si puedo entrar en una suerte de éxtasis religioso oyendo a Coltrane en Love Supreme?

Pero, bueno, ese es un error mío. Hay muy buena gente nueva que surge todo el tiempo. Lo mismo en la literatura que en el jazz.

Menos mal que leí una crítica de Larry Blumenfeld en el Wall Street Journal (of all places)  y me enteré de estas nuevas grabaciones de Sánchez, Klein y Zenón. Dos boricuas y un argentino que están en algo. Para un "sampling" de su trabajo, hagan "clic" en las imágenes

 DAVID                                     MIGUELMiguel Zenon Quartet - TVJazz.tv

David Sanchez Live at North Sea Jazz

GUILLERMOvideo

20/07/2008 12:34. ricardobrown #. sin tema

HOY TODOS SOMOS COLOMBIANOS

LIBERTAD PARA LOS REHENES

video

20/07/2008 13:51. ricardobrown #. sin tema

CUARTO CAPITULO: ELLA VA A PROPINAR OTRA PALIZA Y HARÁ QUE ECHEN A OTRO EJECUTIVO. TIENE PLANES DE ADUEÑARSE DE LA CADENA DE TELEVISIÓN.

 

Estacionó el Ferrari en uno de los garajes del aeropuerto. Jamás lo había hecho antes. Siempre lo dejaban y recogían en limosina cuando viajaba a través del aeropuerto de Miami. ¿A quien se le ocurre estacionar un Ferrari en un garaje del aeropuerto? Bueno pues a él en ese momento. Estaba confuso. Se bajó del Ferrari y vio el daño que le habían hecho a la carrocería con una llave. No estaba seguro si ocurrió en el hotel o si pasó en el lugar donde lo estacionó el empleado del “valet parking” del restaurante en South Beach. ¿Y quien le habrá hecho el daño al Ferrari? ¿Sería ella? ¿O sería que su mujer le pagó a alguien para que lo hiciera?

Entró a la terminal del aeropuerto. Había pensado irse a México o a Nassau. De pronto decidió viajar a Nueva York. Compró un boleto de primera clase. Naturalmente, se lo cargó a una de las tarjetas de crédito de la cadena de televisión.  Llamó a su secretaria. Le dijo que se ausentaría unos días más de la oficina. Le pidió que le reservara un suite en el Plaza.

La secretaria hizo lo que le pidió. No le contó que la argentinita y el presidente de la cadena también volarán a Nueva York al día siguiente. Se lo dijo  la secretaria del presidente de la cadena. No le contó a él que ellos  también tienen reservado un suite en el Plaza. Que se jodan todos, que son unos hijoeputas, pensó la secretaria.  Que imbéciles. Siempre con la comemierdería de quedarse en el Plaza, cuyos días de gloria pasaron hace mucho tiempo. Pero es que son unos pobres pendejos que se creen que son personajes de una película de los setenta. Cuando colgó el teléfono, llamó a la esposa de él para informarle de todo. La esposa se desternilló de la risa.

El presidente de la cadena estaba contento. La argentinita era suya. Le había tenido que prometer un programa y hasta que le firmaría un contrato ese mismo día  y asegurarle que lo echaría a él. Pero valía la pena correr todos los riesgos que eso conllevaba. Y mañana viajaran juntos  a la Gran Manzana. No podía evitar la sonrisa pensando en la noche anterior y todas las noches de los próximos días en Nueva York. Entonces abrió la computadora y vio los “overnight ratings.” Se le borró la sonrisa.

Ella sí que no pierde la sonrisa. Sabe todo lo que está ocurriendo. A él lo van a echar. Y se va a quedar con las ganas de vengarse de los golpes que ella le propinó. Y al presidente de la cadena también le dará una golpiza cuando lleguen a Nueva York. Ella sabe que el presidente de la cadena también se tambalea.  Sabe que probablemente lo van a echar durante el viaje a Nueva York. De seguro es que para eso es que lo convocaron a una reunión con el Chairman of the Board. Los ratings están por el piso. Las ventas jamas han estado peor. Pero el tipo ya le prometió un programa y ella exigió que le firmara un contrato ese mismo día. Ella ya tenía el contrato preparado. 

Ella lo tiene todo pensado. En Nueva York esperará un par de días. Y cuando el presidente de la cadena menos se lo imagine, cuando desayunen en el comedor del Plaza, dará un grito, lo abofeteará, le asestará un derechazo a la punta de la quijada y cuando caiga al piso lo pateará.

Luego irá a ver al Chairman of the Board de la compañía matriz que es dueña de la cadena de televisión. Ya lo conoció en el “Upfront,” la ridícula ceremonia en que la cadena de televisión presentó su fracazada programación para la temporada de otoño. Ese es el pez gordo que ella busca. Piensa en todo esto, y de pronto estalla en una histérica risa en el gimnasio donde levanta pesas.

 

21/07/2008 08:12. ricardobrown #. sin tema