Facebook Twitter Google +1     Admin

No tiene nada de malo aprender inglés, sobre todo si se trabaja de periodista en este pais. (16 de mayo/09)

Rechazo el racismo y la xenofobia. Pienso que es necesario que este país adopte una reforma migratoria que conduzca a la legalización de los indocumentados que se encuentran en este país y que han tenido una buena conducta. Quiere decir eso la mayoría de ellos.

Pienso que la inmigración generalmente favorece a los países receptores. Así ha sido en este país a lo largo de su historia. Pero opino también lo siguiente:

Todos los que venimos de otros países debemos de hacer un esfuerzo por aprender inglés, que es el idioma de uso en esta nación. Y sí, ya lo sé, no me lo tienen que recordar. Estados Unidos no tiene un idioma oficial. No lo establecen así las leyes. Pero el idioma en que se comunica  la mayoría de la gente en este país desde hace siglos y en el que funciona esta sociedad es el inglés. Conviene hablar inglés. Hay personas que llegan acá muy viejas y le es difícil aprender un nuevo idioma. Lo entiendo. Hay otras personas que, vamos a decir la verdad, son brutas y apenas hablan su idioma natal, así que es difícil que aprendan una nueva lengua. Y yo comprendo que los brutos también merecen su pedacito de felicidad. Pero la mayoría de los inmigrantes pueden ( y en mi opinión, DEBEN) hacer el esfuerzo por aprender inglés si van a vivir en este país. Les irá mejor. No tienen que renunciar al español, o al portugués, el chino o cualquier otro idioma.

Yo no concibo irme a vivir a Holanda, para dar un ejemplo, sin tratar de aprender holandés. Casi todo los holandeses hablan el inglés como segunda lengua.  Nunca he tenido problemas comunicándome en inglés las veces que he estado en Holanda. Pero caramba, si viviera allí, me la pasaría viendo televisión y cine en  holandés, leyendo libros de autores holandeses, escuchando música cantada en holandés, que sé yo. No renunciaría al español ni al inglés, que son los idiomas que más o menos domino. Pero, por respeto al país que me recibió, haría todo lo humanamente posible –y hasta imposible- por hablar holandés. Y además de eso, aprendería de la historia, la cultura, la música, la literatura, el arte y hasta la cocina de Holanda. No quiere decir que me convertiría en holandés, renunciado a lo que soy. Pero yo no entiendo como uno puede ir a vivir a otro país y no querer tener el mayor conocimiento posible de ese país.

En el caso del periodismo, que es mi oficio, jamás he podido entender a algunos colegas que llegan de otros países y tienen la suerte de conseguir trabajo de inmediato en este giro y reportar sobre lo que acontece acá, y no se esfuerzan por aprender inglés. Conozco gente en este oficio que lleva años acá, gente que asumo es inteligente, y que sin embargo no puede leer el New York Times ni  entender lo que dice Obama en un discurso si no hay traducción simultánea y ni siquiera puede ir al cine para  ver la más reciente película de Scorcese si no ponen los letreritos esos con traducción en la parte baja de la pantala. ¿Cómo se puede estar reportando sobre lo que acontece en Estados Unidos, para un público que vive en Estados Unidos,  si no se habla inglés?

Yo he visto burradas espantosas en los noticieros en español de este país cuando cubren cosas que ocurren acá. Se debe casi siempre a que el periodista no habla bien el inglés, no tiene noción de cómo funciona este país, y posiblemente le importa un carajo. Tiene suerte esa gente porque hubo un tiempo en que había más rigor en los noticieros en español y se les hubiera exigido no solo dominar el castellano sino también tener un conocimiento práctico del inglés.

Yo pienso que un periodista tiene que estar lo mejor informado posible sobre todo el acontecer en su entorno. La política, la economía, la literatura, el cine. Todo. Disto mucho de ser un intelectual. Pero como me tocó este oficio de reportero, siempre he tratado de ejercerlo de la mejor manera posible. Como reportero en medios hispanos, me la paso leyendo periódicos y revistas en español. Y hago todo lo posible por estar al tanto de lo que se hace en español en literatura, cine, teatro, música y hasta pintura y danza, en América Latina y España y entre los latinos que vivimos en Estados Unidos.

Pero, caramba, al igual que no concibo vivir en Holanda sin tratar de aprender holandés, no concibo ser periodista en este país sin poder leer el Miami Herald (en inglés), el Washington Post, el Wall Street Journal, Time, Newsweek, US News and World Report. Me sentiría muy mal, como periodista en este país, si me hiciera falta un traductor para entender lo que dice Obama. Y ni hablar de cómo sufriría siendo un periodista que vive y trabaja en Estados Unidos sin la capacidad de leer a Kurt Vonneguto o ir al teatro a ver una obra de Tennessee Williams en su idioma ni poder hacerle preguntas en inglés a –digamos- el gobernador de la Florida, Charlie Crist.

Cada cual tiene su punto de vista. Pero yo, sinceramente, pienso que es aconsejable  que  si se va a trabajar como periodista en este país –aunque sea para un medio hispano -tratar de aprender inglés, Les cuento que hubo un tiempo en que era un requisito.

Todos lo que ejercemos este oficio de periodista cometemos errores de todo tipo. Yo soy de los que se equivocan mucho. Gracias a Dios que jamás me han despedido por ello. Pero trato de hacer mi trabajo lo mejor posible. Me exijo a mi mismo. Y le exijo a los demás en el sentido de que les dejo de hacer caso si reinciden en cometer errores sobre como funciona la legislatura estatal de la Florida o cual es la diferencia entre Miami y Miami Dade o sobre si algún funcionario es demócrata o republicano. No estoy en posición de corregir a otros colegas ni quiero estarlo. Pero dejo de prestarles atención si me doy cuenta que no piensan que para trabajar de periodista en este país, reportar para un público de acá sobre lo que acontece acá, hay al menos que hacer un esfuerzo para entender inglés.

No creo que eso sea tan difícil para la mayoría de los periodistas hispanos, que suelen ser personas inteligentes. Caramba, miren a Shakira, que no es periodista. Hace años no entendía inglés y ahora lo hablá perfectamente. Yo ni siquiera le noto acento. Quizá no todos tenemos esa capacidad de Shakira para los idiomas. Pero caramba, si uno va a vivir en este país, y sobre todo si va a trabajar de periodista, combiene tratar de aprender inglés.

Pero ese soy yo. What the hell do I know?

 

16/05/2009 10:01. ricardobrown #. sin tema

Comentarios > Ir a formulario

ricardobrown