Facebook Twitter Google +1     Admin

YA TERMINA (3 de noviembre/08)

 

En cuestión de horas se sabrá quien es el próximo presidente de Estados Unidos. Todo indica que será Barack Obama. 

¿Cómo le ira de presidente a Obama? Ojalá que le vaya bien. Si le va bien al presidente, nos va bien a todos. Pero solo el tiempo lo dirá.

A mi, personalmente, lo que más me preocupa de Obama es su ego descomunal. Todos los políticos son ególatras. Pero lo de Obama es fuera de serie. Me inquieta ese afán de baño de multitudes que tiene Obama.

Me inquieta también que los demócratas van a controlar por amplia mayoría el Senado y la Cámara de Representantes. Tendremos gobierno de su solo partido. Nancy Pelosi, la presidenta de la Cámara de Representantes es una politiquera de barrio. Harry Reed, el líder demócrata del Senado, es un tipo provinciano y limitado.

Por otra parte, los republicanos quedan como una gallina sin cabeza. No tienen líderes. No creo que la Señora Palin surgirá como la nueva gran dirigente republicana. Lo siento, pero es un sesohueco. Un “air head.”

Leía el sábado un artículo de David Broder, uno de los más prestigiosos columnistas políticos del país en que dice que esta es la campaña presidencial más interesante que ha cubierto como periodista. Interesante tal vez haya sido. Pero para mi, ha sido una campaña desastrosa, sintomática del deterioro del sistema político de Estados Unidos.

Hubo una larga lista de precandidatos de ambos partidos. Durante meses se la pasaron insultándose, hablando idioteces.  Y al final quedaron en pie Obama y Mc Cain, ambos muy deficientes.

 

 

03/11/2008 10:49. ricardobrown #. sin tema

Comentarios > Ir a formulario

ricardobrown